Más 2017 

Que el 2016 les haya dejado cosas buenas. 

Que el 2017 les traiga cosas mejores como:

  • Más reuniones familiares, más reuniones con los amigos, más tiempos libres para leer, pensar, escribir o simplemente estar. 
  • Más música, más conciertos, más nuevos artistas que te sorprendan, más canciones que te hagan querer bailar, cantar, reír y llorar. 
  • Más trabajo, más retos profesionales, más emergencias o proyectos de esos que salen de última hora, más compañeros de trabajo y equipos dispuestos a navegar por el mar de los obstáculos.
  • Más aprendizaje, más humildad para saber que nunca se sabe todo lo que se quiere o cree. 
  • Más sinceridad, con uno mismo principalmente, porque solo aquel que es sincero consigo mismo puede ser sincero, honesto y genuino con quienes le rodean. 
  • Más silencios, más ganas de escuchar y más oportunidades para hacerte escuchar cuando realmente lo amerite. 
  • Más viajes, largos o cortos, en carro o caminando no importa mientras podamos por un momento decidir ir a algún lugar desconocido, aventurarnos sin rumbo o cambiar la ruta de la casa al trabajo. 
  • Más salud mental, física y emocional para poder contagiar con energía positiva a quienes están cerca. 
  • Más buenos días a personas extrañas, más sonrisas a otros, más conversaciones de elevador, más gracias, de nadas y a las ordenes para quienes nos ayudan. 
  • Más humanidad, más respeto por los demás pero principalmente por uno mismo, más decisiones radicales que hagan cambios radicales en tu entorno. 

Y si todo eso es mucho pedir, con que simplemente nos aceptemos y amemos tal y como somos, con eso bastaría para que este 2017 sea mejor. 

Feliz 2017. 

Anuncios

La Cuenta por favor…

lacuentaHaciendo cuentas, algo para lo que no soy tan bueno, hoy me dí cuenta que te he acompañado en casi la mitad de tu vida y creo que es momento de poner las cuentas claras.

Haciendo cuentas he perdido la cuenta de la cantidad de veces que nos hemos reido juntos, que nos hemos visto a los ojos y nos hemos dicho todo sin decir nada, he sumado y he restado la cuenta y aunque quite y ponga, el balance de la cuenta siempre es el mismo, ¿no te has dado cuenta?, las cuentas están claras, tu me amas y yo te amo, nadie pierde, todos ganamos.

Haciendo cuentas hago el recuento de los momentos felices que me has dado y aunque sume y siga sumando no logro llegar a totalizar la cantidad de felicidad y amor que me has dado, mi amor, otra vez, he perdido la cuenta.

Abrí Excel y arme un cuadro para contabilizar todo lo que hemos vivido juntos y sabes que… no me salieron las cuentas.

Al final, después de tanto estar haciendo las cuentas llegue a una conclusión, lo que cuenta no es lo que podes contar, sino todo aquello que sin contar sabemos que tenemos y nadie nos va a poder robar.

Te amo mi vida, quiero seguir perdiendo la cuenta de la vida junto a ti y celebrar infinitos cumpleaños para que cuando toque pedir la cuenta orgullosamente pueda tomarla y decirte, yo pago mi amor, yo me hago cargo de la cuenta.

Feliz cumpleaños mi vida, Dios te bendiga.

PD.
Por favor las cuentas de la casa si seguilas llevando tu, a mi eso no se me da.

Hermanos

Hermanos

Marisa, Luis Manuel y TANtin.

Hermanos, los queres, los amas, los odias, peleas, te reis, te reis a carcajadas, te reis y te regañan tus papás por estarte riendo y no dormirte…

Los hermanos son seres complicados, tanto a ellos como a vos les toco venir a este mundo a compartir casa, habitación, ropa, juguetes, penas, alegrías y a ellos tampoco les preguntaron si querian o no.

A mi me toco, primero me toco de hermana mayor una niña demasiado inquieta para mi gusto, yo era más tranquilo (antes), dice mi mamá que era noble, educado, obediente, respetuoso. Mi hermana era también muy educada, obediente, inquieta, hablaba, hablaba mucho, muy alto y con una vocecita aguda con la que siempre daba respuestas que sacaban a cualquiera de sus casillas. Una vez, no recuerdo si fue mi mamá o mi abuelita quien le llamo la atención y mi hermana no hizo caso, entonces le dijeron “Marisa ¿en qué idioma queres que te hable? y la respuesta de mi hermana fue “En Chino”.

Entre otras muchas cosas, con mi mi inquieta y ruidosa hermana hicimos algunas de estas divertidas actividades:

  • Pintar la pantalla de la televisión de Mamá Mimi con Shinola.
  • Luego de la regañada por haber pintado la TV nos dijeron que la limpiaramos y lavamos toda la televisión con agua y jabón.
  • Me rompió un diente jugando tenta.
  • Me abrió la cabeza jugando tenta.
  • Por poco me arranca el dedo gordo de la mano izquierda con un trozo de caña de azucar.
  • Me dijo que nos subieramos al árbol de nisperos para que mi mamá no nos alcanzara un día…
  • Luego de la regañada de mi mamá y el enojo que le causo que nos burlaramos de ella desde el árbol, la paleteada que nos dieron fue épica.
  • Le hicimos una huelga a mi mamá y le cantamos algo como “bruja fea”(no recuerdo exactamente el cantico ni el motivo de la protesta)

Luego de eso, cuando ya todas las cosas como que habían agarrado forma y ya medio me había acostumbrado a vivir con mi hermana… 6 años después se le ocurre a mi mamá y a mi papá caernos con la sorpresita de que venía un 3er ser extraño y desconocido con quien también me tocaba convivir… y para colmo de males era un varoncito, Luis Manuel!

Osea, ya me había tocado ser liderado por una niña subersiva con dotes de mono trepa árboles y una extraña hábilidad para lastimarme mientras jugabamos y ahora me iba a tocar compartir mis juguetes, mi ropa, mi cuarto y mi vida con este bebe que encima de todo se había llevado la atención de mi mamá, mi papá y toda la gente que nos rodeaba… esto era el colmo!.

Mi hermana la única mujer de los 3 hijos, mi hermano 6 años menor que yo, osea el bebe de la familia… donde quedaba lugar para el chaparro quishpinudo de en medio… no se donde, pero puedo decirles que mi mamá y mi papá me lo supieron dar y de alguna u otra manera yo también lo supe encontrar.

Hoy, a mis 34 años recuerdo tan bien y tan claro aquellas palabras que mi mamá nos decía de niños cuando peleabamos… cuando crezcan se van a extrañar y van a estar lejos y van a querer retroceder el tiempo para volver a estar juntos… y es tan cierto.

Hoy 30 de mayo hace 28 años llego a la casa el bebe de la familia, un niño a quien me toco cambiarle pañales, hacerle pachas, cuidarlo mientras mi mamá salía a hacer mandados, prestarle mis juguetes, aguantarle sus berrinches, dejarme ganar en el Nintendo para que no se enojara, etc. Hoy cumpleaños mi hermano pequeño que una vez me dijo que quería que yo fuera su papá (porque mi papá lo había regañado).

Felicidades Luis Manuel, que Dios te bendiga hermano y ójala un día podamos hacer aquel viaje que nos debemos para encontrar a Scout.

Era un Daewoo…

Conocí a un señor al que le decían Don Cesar… recuerdo en especial una conversación que tuve con el… le pregunte ¿qué modelo es este carro? el me contesto y yo le dije, esta marca de carros es nueva en Guatemala, nunca los había visto… era un Daewoo.

Yo creo que yo no pasaba de los 6 años, el me conto que eran vehículos importados de un país que se llamaba Korea… a esa edad para mi el mundo se componia de Guatemala y Disney Landia…

Toda la conversación se dió frente a la casa de mi abuelita en Zacapa… luego mi Tia Ofelia, su esposa, se subió al carro y el le dijo, este patojo habla como gente grande… yo me sentí importante.

Después de mucho tiempo nos volvimos a encontrar en una boda, el seguía siendo un Don Cesar, nos sentamos al lado y volvimos a conversar, ahora de la familia, de los papás, del ejemplo que nos dieron, de como habíamos crecido… el solto un par de lagrimas, yo creo que ya sabía que le iba tocar emprender otro viaje.

Don Cesar, espero verlo pronto y que nos vayamos a dar una vuelta en uno de sus carros, mientras tanto buen viaje.