Ya no más

¡YA NO MÁS!

Estoy harto de la hipocrecia, de la diplomacia, de lo politicamente correcto, del resentimiento, de los martires, de la gente que se somata el pecho en la iglesia y se saben la biblia se pe a pa, pero la interpretan y viven a su manera.

Todos somos muy valientes para criticar, señalar, tirar veneno… y muy buenos para justificar nuestras fallas y errores, muy pocos afrontan su verdad poniendo el pecho y aceptando que se cometen errores.

Conozco muy pocas personas con los pantalones y huevos de no ateverse a hablar mal de alguien sabiendo que uno tambien comete errores y no tiene la calidad moral de criticar los de los demas.

Interpretamos el pecado a nuestro antojo, se nos olvida que no hay pecado pequeño o pecado grande, que las mentiras no son de colores, sabores ni tamaños.

Ser hombre no significa proveer, ser mujer no es sinonimo de planchar. Un hombre trabaja, ama, respeta y da estabilidad economica, emocional y sentimental en su casa, una mujer provee y aporta, administra, cuida y vela por el bienestar general de la familia y el hogar.

Al mentiroso hasta da pena evidenciarlo, las mentiras son la pala con la que uno cava la tumba de su dignidad, una tumba que puede ser tan profunda como para acomodarlo a uno y su familia completa.

Mi fe en Dios seguira fortaleciendose conforme mi esperanza en los hombres y mujeres de este mundo desaparece.

Un comentario en “Ya no más

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s